5 cosas que me encantan de ser madre de gemelos

DSC_1011Hace unas semanas publicaba el post 5 cosas que me estresan de ser madre de gemelos. No sé si conseguí explicar que no soy una madre estresada sino que hay cosas que sólo nos estresan a las madres múltiples [y no a todas]. En todo caso, os prometí un post con las 5 cosas que me encantan de ser madre de gemelos. Pues ahí van.

Ser mami primeriza para siempre. Tengo dos hijos pero nunca voy a dejar de ser una madre primeriza porque cualquier etapa, novedad, fase… siempre es nueva para mí. Nunca voy a pensar: ¡Ah! sí, me acuerdo cuando lo hizo el mayor. Sus primeros dientes, las primeras sonrisas, la primera vez que me llamaron mama… Evidentemente no lo han hecho todo a la vez, cada uno tiene su ritmo. Pero es tan seguido que cuando el segundo me sonrió por primera vez yo todavía estaba babeando por la primera sonrisa del primero. Así que cada vez que pasamos una etapa, siempre me sorprenden [aunque algunas de las sorpresas podrían estar en el post de las cosas que me estresan].

Su vínculo. Nunca voy a llegar a comprender la relación tan especial que tienen y que espero que mantengan toda su vida. El hecho de estar juntos desde la barriga de la mami gorila y de haberlo compartido todo [hasta a los papás gorila] desde el principio les hace diferentes, para mí especiales, y ellos lo notan. Supongo que en cada pareja de mellizos/gemelos dependerá de la personalidad y el carácter de cada uno. En el caso de los gorilas, se quieren, se quieren mucho y se complementan. Yo no me canso de verlos jugar juntos. Se explican historias. Nos dedican espectáculos a oscuras [porque en el teatro las luces están apagadas]. De sus peleas [que también las hay] sí que me canso pero ¿qué hermanos mellizos o no, no se pelean?

Su carácter y personalidad diferentes. Está claro que no hay que ser madre de gemelos para observar las diferentes personalidades de tus hijos. Lo curioso de ser madre de gemelos [y de vocación científica] es observar como dos niños que desde que nacen están en el mismo ambiente, viviendo las mismas circunstancias, con las mismas personas, recibiendo el mismo trato… pueden ser tan diferentes. Más allá de si son niña y niño, está claro que la genética marca un montón de cosas de nuestra personalidad [perdonad el apunte friki científico pero es que me flipa].

La logística ¿me encanta la logística con gemelos? A ver, a ver… que me explico. No me encanta la logística en sí, pero en este caso me comparo con los padres de niños muy seguidos. Uno a la guardería, el otro al cole. Uno al parque y el otro a música… Lo bueno de ser madre de gemelos es que, al menos en los primeros años, todo es igual para los dos. Los dos van a la vez a la guarde y al cole. Y, de momento, hacen las mismas extraescolares. Sé que llegará un momento en que uno quiera hacer fútbol [del gorila R no tengo dudas] y la otra robótica, básquet, guitarra, ballet o qué sé yo… pero de momento disfruto de mi logística gemelar.

Ellos. Cuando el Dr. Empatía me anunció con voz lacónica vienen dos, la verdad es que casi me muero del susto pero desde ese momento, desde que oí sus dos corazoncitos, sólo le veo ventajas a ser madre de gemelos [aunque ya sabéis que hay algunas cosas de me estresan]. La mejor: Tener dos hijos pero haber vivido sólo una vez las noches sin dormir, una única operación pañal [aunque fue de traca, no voy a volver a pasar por eso], una única época con la casa llena de papilla. Ya me lo dicen las señoras en la calle [modo sarcasmo on] Tú ya tienes el trabajo hecho nena.

Y lo que más me encanta de ser madre de gemelos pero que no es territorio únicamente de múltiples sino que comparto con cualquier bimadre [o plus] son los besos a pares, los bocadillos de besos, los abrazos múltiples…

¿Algún padre o madre de gemelos/mellizos o más que esté encantado? Añade tus motivos a mi lista, seguro que tenéis un montón

Anuncios

17 comentarios en “5 cosas que me encantan de ser madre de gemelos

  1. Son muchas vivencias hermosas. Me encanta ver como aprenden uno del otro. Se dan motivación entre ellos. El compartir se les da tan natural. Cuando uno recibe su vaso entrenador pide el otro para llevárselo a su hermano. Si le quito la ropa a uno, el otro me pide también le quite su ropa. Perfecto copy-paste! Jaja. Los gemelos pueden ser tan iguales y tan distintos a la vez 😉

    Le gusta a 1 persona

    1. Sí, ésa es la gracia ¿no? ahora ya te digo que los míos no comparten “tan natural”, están muy pendientes el uno del otro eso sí, pero no siempre están por compartir. Y es que al final… cada niño es un munso ¿no? y cada pareja de gemelos/mellizos, también :). Un beso y gracias por comentar!

      Me gusta

  2. Siii a mí tb me encanta 🙂
    Nosotros ya no somos papis primerizos porque luego vino la peque, pero es genial tener dobles.
    A tener dobles le veo dos inconvenientes, además teniendo en cuenta que los míos son iguales:
    -siempre digo que el mayor gasto con dobles idénticos son los libros y la ropa, porque nunca heredan
    -y el otro inconveniente que son dos cabezas pensantes al mal, lo que no se le ocurre a uno se le ocurre al otro…
    Pero todo lo demás son ventajas XD

    Gracias!!

    Le gusta a 1 persona

  3. Es que tiene que ser super genial. Las que no tenemos siempre tenemos esas ganills de que nos tocase gemelos alguna vez pese a haber escuchado a veces que es mucho trabajo y tal. Porque es algo muy especial y bonito. Todo tiene su parte buena!!

    Un abrazo

    Le gusta a 1 persona

  4. Q post más bonito 😍😍 totalmente de acuerdo. Para ellos ha sido duro tener q compartir siempre todo incluida su mamá, pero a cambio nunca estarán solos. Si cuando veo por la calle a los niños en la silla pienso ‘q aburridos los pobres ahí solitos’ los míos siempre con su compi al lado 😁😁

    Le gusta a 1 persona

  5. A mi me encanta cuando los mios pelean por el bien del otro, q a uno le das galleta, enseguida pide otra para su hermana… y ojo que se “cascan” como los que más! Pero cuidado con que alguien le quite el juguete a mi herman@, que me enciendo!!! Jajaja!!! Los nuestros tambien van a la misma clase, son muy independientes y completamente independientes, pero es como si les uniera un hilillo invisible y cuando uno de los dos lo necesita tira de él y se ayudan. No se si me he explicado bien pero seguro que me entendeis!!! Jajaj!!

    Le gusta a 1 persona

  6. muy de acuerdo contigo. Ser madre de múltiples es una aventura llena de doble emoción, doble amor, dobles besos y abrazos y lo más bello es ver cómo se aman y que no pueden estar separados porque sus corazones de extrañan y se buscan. Yo Amo ser mamá de gemelos 💞

    Le gusta a 1 persona

  7. Hola Coincido aunque con mayor énfasis en la segunda y tercera de las “cosas”. Quienes no lo viven no comprenden en toda su dimensión ese vínculo único. Mis hijas tienen una conexión de complicidad, de empatía, de saber que van por la vida (y desde antes) con su compañera inseparable y a la vez, son tan diferentes. Y la logística la convierte a una en la organización personificada. Me ha costado (y sigue costando…) que lo comprendan en la escuela cuando dijimos que no había razón para ponerlas en aulas separadas. Ya mas adelante verán si siguen de a dos o no y si ha de ser así, cuánto mejor es andar aferrados a una mano querida y segura que hacerlo solos ¿no?

    Me gusta

    1. Sí, es genial. Tengo la sensación de que ni siquiera yo que soy su madre acabaré nunca de comprender lo que tienen ellos porque, al fin y al cabo, yo no he compartido tanto con nadie. gracias por comentar. Un beso!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s